Tolerancia y Diversidad

Publicado por Great Place To Study en

Trasmitir y enseñar a los niños, aun siendo muy pequeños, que la tolerancia y la diversidad son valores fundamentales, hace que los asuman como algo natural. Igualmente, el ejemplo es la base para que puedan entender el por qué es importante el respeto por los demás.

En un país como Colombia, donde contamos con una combinación de tradiciones culturales y donde llegan personas de todas partes del mundo, aceptar al otro con sus gustos, ideas, cualidades y creencias, es la clave para la convivencia y la consecución de la tan anhelada paz. Entonces, ¿será posible enseñarles a los niños, siendo tan pequeños, la diversidad y la tolerancia desde los colegios y en casa? Aunque como educadores y padres es un gran reto, existen varias estrategias de enseñanza que nos pueden ayudar con esta tarea.

Los niños aprenden viendo y escuchando, por esto muchas veces actúan igual que sus padres, amigos, familia o vecinos, entonces, si en su casa o colegio el respeto no se vive en el día a día, será muy difícil que ellos toleren a los demás, por lo tanto, es indispensable que todo lo que los rodee esté encaminado a generar buenos hábitos y valores.

“La tolerancia es un valor que se va a formar poco a poco y lo ideal es que comience a desarrollarse lo más pronto posible. Esto nos ayudará a crear un ambiente de armonía en donde cada uno de los niños se sentirá más seguro de pertenecer a una comunidad en donde se aceptan todas sus diferencias. De igual forma, es importante recordar que la educación también se da en casa y si nosotros somos tolerantes hacia la diversidad, ellos lo serán también”, explica Elia Valdés Psicóloga Educativa.

Cuando son tan pequeños, los niños son el centro de atención de sus padres, pero al momento de compartir con otros de su misma edad sienten que esa atención se pierde y pueden comenzar a pelear por pequeñas cosas como un juguete, que aunque no lo estén usando y ni siquiera les guste, el simple hecho de que no sea de ellos les molesta.

“Debemos tener algunas estrategias que ayuden a que ellos guarden ese respeto, que entiendan que no siempre van a ser los primeros y que lo ideal es compartir, pasarla rico y jugar”, comenta Luz Aida Osorio, licenciada en Educación Básica y Primaria.

Por otro lado, los pequeños también aprenden por sí mismos cuando interactúan con sus amigos y compañeros, al momento de jugar y saber que son diferentes, cuando experimenten y exploren, porque por medio del juego ellos se dan cuenta que todos tienen las mismas capacidades sin importar de qué cultura son, qué religión tiene o cuál es su sexo.

“Hay que dejar al niño ser niño. No será posible que el niño se comporte como un adulto; por lo que debemos dejarlos que crezcan a su ritmo. Igual, es bueno hablar con él, explicarle. Si sólo le regañas y no le explicas el por qué, es muy fácil que esto se repita”, dice Elia Valdés.

Estrategias pedagógicas

Enseñar a los niños a tolerar a los demás y aceptar la diversidad, puede inculcarse con estrategias sencillas que se basen en la cotidianidad de los pequeños, especialmente haciendo que se conozcan y compartan entre sí sus gustos y destrezas.

Según Luz Aida Osorio, es importante que ellos estén en un contacto visual permanente. “Ubicar las sillas no mirando hacia adelante sino, por ejemplo en un semi-círculo, donde se estén viendo la carita, su cuerpo, sus acciones y donde obligatoriamente tengan que participar en grupo”.

Otra táctica es que al momento de leer un cuento o ver una película, éstos deben llevar un mensaje especial, el cual el maestro explicará y permitirá que los niños opinen acerca de lo que han visto o escuchado. “Que haya una moraleja que permita que a través de un mensaje sencillo, los niños reflexionen y que ellos mismos identifiquen qué está mal, qué se puede hacer mejor”, dice Elia Valdés.

Por otro lado, es importante que el tema de la diversidad de culturas o de religión, se maneje por medio de un juego o una exposición en la que los pequeños lleven un elemento o un juguete significativo y luego los demás expresan lo que entendieron de la intervención.

A través de pequeñas acciones se puede enseñar a los niños que, al igual que ellos, sus compañeros, familiares, hermanos y conocidos, se merecen respeto así sus ideas, creencias o prácticas sean totalmente diferentes.

Trabajar bajo la tolerancia y la diversidad

Algunas actividades que se pueden realizar con los niños para incentivar en ellos valores como la tolerancia y la diversidad:

  • Enseñar por medio del ejemplo.
  • Leer cuentos e historias de otras culturas.
  • Jugar y realizar actividades que impliquen trabajo en equipo.
  • Compartir juguetes sin pelear.
  • Delegar tareas en casa o en el jardín.
  • Es importante que esto se cultive día a día, ya que los niños aprenden cuando se crean hábitos y en la medida en que se elogian sus buenas actitudes, y se dialoga sobre sus malos comportamientos.

    Stephanie Alférez Calderón
    Redacción Revista Edu.co

    Categorías: Blog